+
Accede a tu cuenta

 

O accede con tus datos de Usuario castellonfire:

Recordarme

Puedes recuperar tu contraseña o registrarte

 
 

mes de finales

Cumple estas 5 claves y olvídate del estrés por tus exámenes

Llega la selectividad, los exámenes finales de grado, las oposiciones y sabemos como ayudarte

 

Cumple estas 5 claves y olvídate del estrés por tus exámenes -

REDACCIÓN
04/06/2019

El estrés que acompaña a los estudiantes en estas fechas es ya una tradición, las pruebas finales coinciden con la llegada del buen tiempo, con el cansancio de todo un curso de trabajos y desgaste. Pero hay que ser consciente de la importancia de estos exámenes, ya que son los que les evaluaran sobre todo lo trabajado durante el año.

Hay miles de porqués para agobiarse, los hay quien lo hacen por los exámenes de selectividad, que son vitales para enfocar sus estudios universitarios. Otros se ven cansados por la presión de las pruebas finales los grados universitarios, los cuales tienen que superar para seguir avanzando es sus estudios y no afrontar grandes sanciones económicas en las matriculas de los cursos siguientes. Pero también están incluso los más veteranos, que ya están muy acostumbrados a esto del estudio, pero que ahora te enfrentan a oposiciones para conseguir una plaza de trabajo en algún ente público, y que los hará ser funcionario y trabajar por fin con plaza propia en aquellos en lo que se han especializado durante muchos años.

Como veis hay diferentes objetivos, pero todos tienen algo en común, y es que todos ellos tienen la necesidad de superar las pruebas y para ello tienen que realizar horas y horas de estudio.

Pues bien, confiamos en que estos cinco consejos que os aportamos sirvan para enfocar de forma más eficiente o aunque sea eficaz las mañanas, tardes y noches de estudio, y que de este modo logréis conseguir el tan ansiado apto el los correctores que evalúan vuestros esfuerzos.

1.Organízate el temario. Es muy importante que antes de empezar visualices con claridad que es aquello que vas a tener que aprender y que te repartas este temario de forma que llegues al día del examen con tiempo suficiente de haber estudiado todo.

2.Crea una rutina de estudio. Acostumbra a tu cuerpo y mente a seguir una rutina, no sometas a muchos cambios los horarios que realices puesto que esto dificultará más el cumplimiento de los tiempos.

3.Mantén alejadas las distracciones. Cuando este en horario de estudio has de ser capaz de desconectarte de todo lo demás, es decir, no estar en contacto con nada que pueda despistarte, habitualmente los móviles son lo que más suele distraer, ya que crean conversaciones o aportan muchos visitas a las redes sociales que acaban quitándote un tiempo que era muy valioso para cumplir tu organización.

4.Huye de la memorización lineal. No aprendas todo lo que estudies de memoria, y menos de forma seguida, ya que esto en caso de un pequeño desliz en la memoria el día del examen puede provocar que te quedes en blanco y con muchos nervios. Lo mejor es estudiar entendiendo, y en caso de que tengas cosas que memorizar, que lo hagas de forma independiente, no ligando conceptos, porque si te falla uno fallarán todos.

5.Duerme y aliméntate bien. Es clave que tengas la mente y el cuerpo descansados, y que comas bien, esto es la energía que te hará mantener la mente sana y por tanto productiva a la hora de estudiar. Con una buena organización y con poca distracción las horas de sueño si las vas a poder cumplir, y por tanto cuando te siente a estudiar vas a poder trabajar mejor.

Es importante saber también que una prueba de estas no tiene que marcarte tu vida, siempre hay que pensar en el largo plazo cuando realices este tipo de pruebas, y saber que hay vida más allá de ella, que es importante pasarlas para cumplir objetivos, pero en el caso de que no se logre hay que saber que siempre que se cierra una puerta habrá una ventana abierta, y por tanto no hay que presionarse a uno mismo ni obsesionarse con el objetivo, puesto que esto puede ser contraproducente. Es clave afrontar los exámenes dando el cien por cien pero para tener la tranquilidad de que los has dado todo.